Seleccionar página

INFORMACIÓN GENERAL

Libro: Proverbios

Idioma Original: (hebreo מִשְׁלֵי, Mishlei) es un libro bíblico del Antiguo Testamento y del Tanaj hebreo, que se clasifica entre los Libros Sapienciales del cristianismo, y entre los Ketuvim o «Escritos» del judaísmo. 

Escucha y Lee La Biblia

Diferentes Versiones

Proverbios 1 Reina-Valera 1960 (RVR1960)

Motivo de los proverbios

 Los proverbios de Salomón, hijo de David, rey de Israel.

Para entender sabiduría y doctrina,
Para conocer razones prudentes,

Para recibir el consejo de prudencia,
Justicia, juicio y equidad;

Para dar sagacidad a los simples,
Y a los jóvenes inteligencia y cordura.

Oirá el sabio, y aumentará el saber,
Y el entendido adquirirá consejo,

Para entender proverbio y declaración,
Palabras de sabios, y sus dichos profundos.

El principio de la sabiduría es el temor de Jehová;
Los insensatos desprecian la sabiduría y la enseñanza.

Amonestaciones de la Sabiduría

Oye, hijo mío, la instrucción de tu padre,
    Y no desprecies la dirección de tu madre;

Porque adorno de gracia serán a tu cabeza,
Y collares a tu cuello.

10 Hijo mío, si los pecadores te quisieren engañar,
No consientas.

11 Si dijeren: Ven con nosotros;
Pongamos asechanzas para derramar sangre,
Acechemos sin motivo al inocente;

12 Los tragaremos vivos como el Seol,
Y enteros, como los que caen en un abismo;

13 Hallaremos riquezas de toda clase,
Llenaremos nuestras casas de despojos;

14 Echa tu suerte entre nosotros;
Tengamos todos una bolsa.

15 Hijo mío, no andes en camino con ellos.
Aparta tu pie de sus veredas,

16 Porque sus pies corren hacia el mal,
Y van presurosos a derramar sangre.

17 Porque en vano se tenderá la red
Ante los ojos de toda ave;

18 Pero ellos a su propia sangre ponen asechanzas,
Y a sus almas tienden lazo.

19 Tales son las sendas de todo el que es dado a la codicia,
La cual quita la vida de sus poseedores.

20 La sabiduría clama en las calles,
Alza su voz en las plazas;

21 Clama en los principales lugares de reunión;
En las entradas de las puertas de la ciudad dice sus razones.

22 ¿Hasta cuándo, oh simples, amaréis la simpleza,
Y los burladores desearán el burlar,
Y los insensatos aborrecerán la ciencia?

23 Volveos a mi reprensión;
He aquí yo derramaré mi espíritu sobre vosotros,
Y os haré saber mis palabras.

24 Por cuanto llamé, y no quisisteis oír,
Extendí mi mano, y no hubo quien atendiese,

25 Sino que desechasteis todo consejo mío
Y mi reprensión no quisisteis,

26 También yo me reiré en vuestra calamidad,
Y me burlaré cuando os viniere lo que teméis;

27 Cuando viniere como una destrucción lo que teméis,
Y vuestra calamidad llegare como un torbellino;
Cuando sobre vosotros viniere tribulación y angustia.

28 Entonces me llamarán, y no responderé;
Me buscarán de mañana, y no me hallarán.

29 Por cuanto aborrecieron la sabiduría,
Y no escogieron el temor de Jehová,

30 Ni quisieron mi consejo,
Y menospreciaron toda reprensión mía,

31 Comerán del fruto de su camino,
Y serán hastiados de sus propios consejos.

32 Porque el desvío de los ignorantes los matará,
Y la prosperidad de los necios los echará a perder;

33 Mas el que me oyere, habitará confiadamente
Y vivirá tranquilo, sin temor del mal.

Reina-Valera 1960 (RVR1960)

Versión Reina-Valera 1960 © Sociedades Bíblicas en América Latina, 1960. Renovado © Sociedades Bíblicas Unidas, 1988.

Proverbios 1 Nueva Versión Internacional (NVI)

Prólogo: Propósito y tema

Proverbios de Salomón hijo de David, rey de Israel:

para adquirir sabiduría y disciplina;
    para discernir palabras de inteligencia;
para recibir la corrección que dan la prudencia,
    la rectitud, la justicia y la equidad;
para infundir sagacidad en los inexpertos,
    conocimiento y discreción en los jóvenes.
Escuche esto el sabio, y aumente su saber;
    reciba dirección el entendido,
para discernir el proverbio y la parábola,
    los dichos de los sabios y sus enigmas.

El temor del Señor es el principio del conocimiento;
    los necios desprecian la sabiduría y la disciplina.

Exhortaciones a buscar la sabiduría

Advertencia contra el engaño

Hijo mío, escucha las correcciones de tu padre
    y no abandones las enseñanzas de tu madre.
Adornarán tu cabeza como una diadema;
    adornarán tu cuello como un collar.

10 Hijo mío, si los pecadores quieren engañarte,
    no vayas con ellos.
11 Estos te dirán:
    «¡Ven con nosotros!
Acechemos a algún inocente
    y démonos el gusto de matar a algún incauto;
12 traguémonos a alguien vivo,
    como se traga el sepulcro a la gente;
devorémoslo entero,
    como devora la fosa a los muertos.
13 Obtendremos toda clase de riquezas;
    con el botín llenaremos nuestras casas.
14 Comparte tu suerte con nosotros,
    y compartiremos contigo lo que obtengamos».
15 ¡Pero no te dejes llevar por ellos,[a] hijo mío!
    ¡Apártate de sus senderos!
16 Pues corren presurosos a hacer lo malo;
    ¡tienen prisa por derramar sangre!
17 De nada sirve tender la red
    a la vista de todos los pájaros,
18 pero aquellos acechan su propia vida[b]
    y acabarán por destruirse a sí mismos.
19 Así terminan los que van tras ganancias mal habidas;
    por estas perderán la vida.

Advertencia contra el rechazo a la sabiduría

20 Clama la sabiduría en las calles;
    en los lugares públicos levanta su voz.
21 Clama en las esquinas de calles transitadas;
    a la entrada de la ciudad razona:

22 «¿Hasta cuándo, muchachos inexpertos,
    seguirán aferrados a su inexperiencia?
¿Hasta cuándo, ustedes los insolentes,
    se complacerán en su insolencia?
¿Hasta cuándo, ustedes los necios,
    aborrecerán el conocimiento?
23 Respondan a mis reprensiones,
    y yo les abriré mi corazón;[c]
    les daré a conocer mis pensamientos.
24 Como ustedes no me atendieron cuando los llamé,
    ni me hicieron caso cuando les tendí la mano,
25 sino que rechazaron todos mis consejos
    y no acataron mis reprensiones,
26 ahora yo me burlaré de ustedes
    cuando caigan en desgracia.
Yo seré quien se ría de ustedes
    cuando les sobrevenga el miedo,
27 cuando el miedo les sobrevenga como una tormenta
    y la desgracia los arrastre como un torbellino.

28 »Entonces me llamarán, pero no les responderé;
    me buscarán, pero no me encontrarán.
29 Por cuanto aborrecieron el conocimiento
    y no quisieron temer al Señor;
30 por cuanto no siguieron mis consejos,
    sino que rechazaron mis reprensiones,
31 cosecharán el fruto de su conducta,
    se hartarán con sus propias intrigas;
32 ¡su descarrío e inexperiencia los destruirán,
    su complacencia y necedad los aniquilarán!
33 Pero el que me obedezca vivirá tranquilo,
    sosegado y sin temor del mal».

Footnotes:

  1. 1:15 no … por ellos. Lit. no vayas por sus caminos.
  2. 1:18 vida. Lit. sangre.
  3. 1:23 les abriré mi corazón. Lit. derramaré mi espíritu.

Nueva Versión Internacional (NVI)

Santa Biblia, NUEVA VERSIÓN INTERNACIONAL® NVI® © 1999, 2015 por Biblica, Inc.®, Inc.® Usado con permiso de Biblica, Inc.® Reservados todos los derechos en todo el mundo. Used by permission. All rights reserved worldwide.

Proverbios 1 Dios Habla Hoy (DHH)

Valor de los proverbios

Dichos de Salomón, hijo de David, rey de Israel, que tienen como propósito:

comunicar sabiduría e instrucción,
ayudar a comprender palabras llenas de sentido,
adquirir instrucción, prudencia,
justicia, rectitud y equilibrio;
hacer sagaces a los jóvenes inexpertos,
y darles conocimiento y reflexión.
El que es sabio e inteligente, los escucha,
y adquiere así más sabiduría y experiencia
para entender los dichos de los sabios,
y sus palabras, ejemplos y adivinanzas.

La sabiduría comienza por honrar al Señor;
los necios desprecian la sabiduría y la instrucción.

Consejos a los jóvenes

Hijo mío, atiende la instrucción de tu padre
y no abandones la enseñanza de tu madre,
pues serán para ti un bello adorno:
como un collar o una corona.

10 Si los pecadores quieren engañarte,
¡no se lo permitas, hijo mío!
11 Tal vez te digan: «Ven con nosotros;
por capricho tenderemos una trampa
para matar a algún inocente cuando pase.
12 Nos tragaremos vivos a los hombres honrados
como se traga la muerte a quienes caen en el sepulcro.
13 Tendremos toda clase de riquezas,
¡llenaremos nuestras casas con todo lo robado!
14 Ven y comparte tu suerte con nosotros,
y comparte también nuestro fondo común.»
15 ¡Pero no vayas con ellos, hijo mío!
Aléjate de sus malos caminos,
16 pues tienen prisa por hacer lo malo;
¡tienen prisa por derramar sangre!

17 Aunque no vale la pena tender una trampa
si los pájaros pueden verla,
18 esos hombres se tienden la trampa a sí mismos
y ponen su vida en peligro.
19 Tal es el final de los ambiciosos:
su propia ambición los mata.

Invitación de la sabiduría

20 Por calles y avenidas
la sabiduría hace oír su voz;
21 proclama sus palabras por las puertas,
por los puntos más concurridos de la ciudad:

22 «Jóvenes inexpertos, burlones y necios,
¿hasta cuándo amarán la inexperiencia,
y hallarán placer en sus burlas,
y despreciarán el saber?
23 Presten atención a mis correcciones
y yo los colmaré de mi espíritu;
les daré a conocer mis pensamientos.
24 Yo los he llamado, los he invitado a venir,
pero ustedes no han querido hacerme caso.
25 Al contrario, han rechazado mis consejos;
no han querido recibir mi corrección.
26 ¡Ya me tocará reír cuando les llegue la desgracia!
¡Ya me burlaré cuando estén muertos de miedo,
27 cuando vengan sobre ustedes temores y problemas,
desesperación y angustia,
como un torbellino que todo lo destruye!

28 »Ese día me llamarán, pero no responderé;
me buscarán, pero no me encontrarán;
29 pues desprecian la sabiduría
y no quieren honrar al Señor.
30 No desean recibir mis consejos;
desprecian mis correcciones.
31 ¡Pues sufrirán las consecuencias de su conducta!
¡Quedarán hartos de sus malas intenciones!
32 A los inexpertos los mata su falta de experiencia,
y a los necios los destruye su despreocupación;
33 pero el que me preste atención, vivirá en paz
y sin temor de ningún peligro.»

Comentarios de Matthew Henry

Proverbios 1: 1-6
Tenemos aquí una introducción a este libro, que algunos piensan que fue prefijado por el coleccionista y editor, como Ezra; pero se supone que más bien fue escrito por el mismo Salomón, quien, al comienzo de su libro, propone su final por escrito, para que pueda dedicarse a su negocio y persiga ese fin. Aquí se nos dice,
I. ¿Quién escribió estos sabios refranes, Pro_1: 1. Son los proverbios de Salomón. 1. Su nombre significa pacífico, y el carácter de su espíritu y de su reinado le respondió; ambos eran pacíficos. David, cuya vida estaba llena de problemas, escribió un libro de devoción; ¿Porque hay alguno afligido? déjalo orar Salomón, que vivía en silencio, escribió un libro de instrucciones; porque cuando las iglesias tuvieron descanso, fueron edificados. En tiempos de paz, debemos aprender nosotros mismos y enseñar a otros lo que, en tiempos difíciles, tanto ellos como nosotros debemos practicar. 2. Él era el hijo de David; Era un honor para él estar relacionado con ese buen hombre, y lo estimó con buena razón, porque le fue mejor por eso, 1Ki_11: 12. Él había sido bendecido con una buena educación, y muchas buenas oraciones habían sido puestas por él (Sal.72: 1), el efecto de ambos que apareció en su sabiduría y utilidad. La generación de los rectos es a veces así bendecida, que se hacen bendiciones, bendiciones eminentes, en su día. Cristo a menudo se llama el Hijo de David, y Salomón era un tipo de él en esto, como en otras cosas, que abrió su boca en parábolas o proverbios. 3. Era rey de Israel, un rey, y, sin embargo, no le despreciaba ser un instructor de los ignorantes y un maestro de bebés: el rey de Israel, que era una de las personas entre las que se conocía a Dios y su nombre era grande. entre ellos aprendió la sabiduría, y a ellos la comunicó. Toda la tierra procuró a Salomón escuchar su sabiduría, que superó a todos los hombres (1Re_4: 30; 1Re_10: 24); Fue un honor para Israel que su rey fuera un dictador, un oráculo semejante. Salomón era famoso por los apophthegms; cada palabra que decía tenía peso, y algo que era sorprendente y edificante. Sus siervos que lo atendieron y escucharon su sabiduría, reunieron entre ellos 3000 proverbios que escribieron en sus libros diarios; pero estos eran de su propia escritura, y no ascienden a casi mil. En estos fue divinamente inspirado. Algunos piensan que de esos otros proverbios suyos, que no fueron tan inspirados, se compilaron los libros apócrifos de Eclesiástico y la Sabiduría de Salomón, en los cuales hay muchos dichos excelentes y de gran utilidad; pero, en total, están muy lejos de este libro. Los emperadores romanos tenían a cada uno de ellos su símbolo o lema, como muchos tienen ahora con su escudo de armas. Pero Salomón tenía muchos dichos pesados, no como los suyos, tomados de otros, sino todo el producto de esa extraordinaria sabiduría con la que Dios lo había hecho.
II. Para qué fin fueron escritas (Pro_1: 2-4), no para ganarse una reputación para el autor, ni para fortalecer su interés entre sus sujetos, sino para el uso y beneficio de todo lo que en cada edad y lugar se regirán por estos Los dicta y los estudia de cerca. Este libro nos ayudará a: 1. Formar nociones correctas de las cosas y poseer nuestras mentes con ideas claras y distintas de ellas, para que podamos conocer la sabiduría y la instrucción, esa sabiduría que se obtiene mediante la instrucción, por revelación divina, puede saber. cómo hablar y actuar con sabiduría y dar instrucciones a los demás. 2. Distinguir entre verdad y falsedad, bien y mal, percibir las palabras de comprensión, aprehenderlas, juzgarlas, prevenir errores y acomodar lo que nos enseñan a nosotros mismos y nuestro propio uso, que pueden discernir cosas que difieren y no pueden imponerse, y pueden aprobar cosas que son excelentes y no perder el beneficio de ellas, como ora el apóstol, Phi_1: 10. 3. Para ordenar nuestra conversación correctamente en todas las cosas, Pro_1: 3. Este libro brindará, para que podamos recibir, la instrucción de sabiduría, ese conocimiento que guiará nuestra práctica en justicia, juicio y equidad (Pro_1: 3), que nos dispondrá a rendir a todo lo que le corresponde, a Dios las cosas. que son de Dios, en todos los ejercicios de la religión, y para todos los hombres, lo que se les debe, de acuerdo con las obligaciones que, por relación, cargo, contrato o por cualquier otra razón, les mentimos. Tenga en cuenta: los que son verdaderamente sabios, y solo los que son universalmente concienzudos; y el diseño de las Escrituras es para enseñarnos esa sabiduría, justicia en los deberes de la primera tabla, juicio en las de la segunda tabla y equidad (es decir, sinceridad) en ambas; Así que algunos los distinguen.
III. Para cuyo uso fueron escritos, Pro_1: 4. Son de utilidad para todos, pero están diseñados especialmente, 1. Para simplificar, darles sutileza. Las instrucciones aquí dadas son sencillas y sencillas, y al nivel de la capacidad más humilde, los hombres caminantes, aunque sean tontos, no deben errar en ellas; y es probable que reciban beneficios de ellos que son conscientes de su propia ignorancia y de su necesidad de ser enseñados, y

Versículos de la Biblia

14 Seguid la paz con todos, y la santidad, sin la cual nadie verá al Señor.

  • Hebreos 12:14 Reina-Valera 1960 (RVR1960)

Devocional de Hoy:

Somos colaboradores de Dios. 1 Corintios 3

Más Lectura ...

Hechos 19:10, Hechos 20:31

La Biblia:

Enriquece tu fe y crece en madurez espiritual con el increíble estudio bíblico y devocional.

Our Principal

«¡Abrazar al mundo en oración! Comunionet es un ministerio que provee confraternidad (comunión) para personas en grupos de oración y en congregaciones que se reúnen vía la Internet.»

Visita: https://www.comunionet.com/

Rev. Sergio Scataglini

Fundador, orador internacional y el autor del libro, “El fuego de su santidad".

Santa Biblia Thompson edición especial para el estudio bíblico RVR 1960 (Spanish Edition)

Comprar

La Tora: Biblia Mesiánica Hebrea De Estudio traducida al español (Spanish Edition)

Comprar

Autoridad Espiritual (Spanish Edition)

Comprar

Biblia de bosquejos y sermones: 1 y 2 Corintios (Biblia de Bosquejos y Sermones N.T.) (Spanish Edition)

Viviendo los Proverbios (Spanish Edition)

Comprar

Recibe noticias y actualizaciones del El Tabernaculo

 

el tabernaculo

Portal Cristiano para estudiar, escuchar información que edifica.

© 2018 El Tabernaculo.

Tarjetas Cistianas